Una colección que convertirá tu armario en el lugar donde encontrar nuevas ilusiones cada mañana (y no hablamos de Narnia). Ya están aquí las Hipkool Girls

Una colección que convertirá tu armario en el lugar donde encontrar nuevas ilusiones cada mañana (y no hablamos de Narnia). Ya están aquí las Hipkool Girls

 

DE INSTAGRAM A TU VESTIDOR

¿Quién no ha deseado alguna vez no tener que darle vueltas al armario ese día que vas con prisa y te sientes empanado? Que levante la mano el que no ha echado de menos, en ciertas ocasiones, que viniera el duende de la inspiración y le dejase encima de la cama un conjuntito para ponerse. Algo que le hiciera sentir irresistible y le ayudase a pisar con pie firme el resto del día.  Malas noticias, no nos quedan duendecillos en el almacén, pero tenemos a las chicas «Hipkool» que son eso: pura inspiración.

Y es que, Anna y Cristina  a través de su «mega-seguida» cuenta de Instagram nos ofrecen, desde hace tiempo, un lugar con «una mimada selección de los mejores outfits». La galería de fotos trabajada con muy buen gusto, no es un desfile de productos sin más, sino un espejo real donde las protagonistas aparecen fotografiadas con la ropa que (y ahora es cuando viene la noticia bomba…) ya se puede adquirir en su nueva página web. Por su feed durante este tiempo hemos podido ver, además, a algunas de las bloggers de moda más conocidas con sus prendas o bolsos, cómo Alice rises up o Mytenida.

Hipkool Instagram

MUCHOS AÑOS EN SINTONÍA CON ESTA TODISTA

Con Anna no he coincidido pero soy amiga de Cristina desde que éramos niñas. Nos conocimos en el colegio cuando estuve viviendo en Madrid. Nuestra amistad fue un auténtico flechazo porque existían muchísimas cosas que nos unían. Durante aquellos años vivimos en total y absoluta sintonía.

Compartíamos gusto por la moda y salíamos juntas de compras. Ainssss, … esos  jerseys de ochos de Amarras… los lucíamos los dos únicos días de la semana que no teníamos que llevar el detestable uniforme del colegio.

A las dos nos gustaba estudiar y sufríamos y competíamos por los sobresalientes (Si Cristina, ya sé que lo mío no era el dibujo técnico y que todavía guardas a modo de trofeo los cates que me pusieron en las últimas láminas que presenté)

Pero nuestra gran rivalidad se presentaba cuando empezábamos a hablar de la delgadez. Las dos éramos unas flacuchas y no lo llevábamos bien. -A las gordas no les dicen que están gordas- pensábamos y rezábamos por coger unos kilos.

…¡majaderas!

Yo volví a vivir a Zaragoza y cada una siguió con su vida, aunque conectadas en la distancia. Nuestros gustos siguen siendo comunes, a veces nos sorprendemos en Instagram con el mismo sombrero o nos vemos después de muchos años y llevamos las mismas gafas de sol.

Cristina además de todista, es arquitecto,  pero esa es otra historia que os contaré otro día.  Desde hace años, con su amiga y socia Anna, aportan al mundo de la moda estilo a través de Instagram.

 

Hipkool 2 Anna y Cristina

 

NUEVA PÁGINA WEB

Muchos de vosotros seguro que os encontrais entre algunos de los tropecientosmil seguidores que tienen las chicas Hipkool. Pues bien, ahora ya podemos disfrutar de sus outfits en una sola página web e incorporar al carrito facilmente cualquiera de las prendas, accesorios o bolsos que nos ofrecen.

Jerseys, camisas, camisetas, pantalones,, …. todo a golpe de click para poder recibir las ultimas tendencias  sin salir de casa. Además ahora, si eres de las primeras en comprar te llegará un detalle de bienvenida.

El sitio tiene todo lo necesario para hacer de tu armario el lugar más adorable de la casa, corriendo incluso el riesgo de no querer abandonarlo más que para volver al ordenador a buscar las últimas novedades de la temporada. 

Puedes encontrarlas en www.hipkool.com , en su fanpage de Facebook y en Instagram

 

#Yotodista… y tu?

Una reflexión guiada por un potente faro: «Mindfulness en la empresa»

Una reflexión guiada por un potente faro: «Mindfulness en la empresa»

El pasado jueves 13 de diciembre, tuvo lugar en Zaragoza, en el Edificio Paraninfo, la presentación de «Mindfulness en la empresa», el segundo libro escrito por mi amiga Paloma Sainz Vara de Rey. A su lado, se sentaba Juan Carlos Fernández Arias, psicólogo experto en salud laboral y responsable de psicología en Quirón Prevención. Juan Carlos Fernández nos recomendó la lectura del libro, a su modo de ver, una exposición clara y sencilla de este tema con ejemplos muy ilustrativos.

El acto fue intimo, familiar y cercano como le gustan las cosas a Paloma. Arropada por el cariño de las personas que estábamos allí presentes, nos comunicó, nada más empezar, que planteaba aquella reunión como una celebración. La verdad, es que la salida del libro ha sido una auténtica alegría para todos, en especial para su familia que se encontraba en la sala acompañándola.

Paloma Sainz con su hermana, hijas y sobrinos | Mindfulness en la empresa

Paloma Sainz con su hermana, hijas y sobrinos

Hubo unos años en que Paloma, a la que no le gusta esconder sus vulnerabilidades, contaba que se ponía nerviosa cuando tenía que hablar en público. Claramente, esto pasó a la historia. En este evento, se mostró tranquila y segura de si misma, conectó con la audiencia y nos guió por un recorrido que empezó con un agradecimiento hasta finalizar con un espacio para la reflexión. Ella, como no, nos miraba a los ojos cuando nos hablaba. El tiempo transcurrió casi sin sentir.

Paloma nos regaló algunos momentos de su historia personal para enmarcar el libro y que lo entendiésemos mejor, pero sobre todo hizo hincapié en la necesidad de cambiar el mundo y de hacerlo desde una transformación personal. Toda acción por diminuta que parezca es importante. Por eso, dentro de la fundación  AllOneProject de la que es fundadora, existe un proyecto llamado «Colibrí». Este pajarillo aparece ilustrado en su página web con una gotita con un sol en su pico. Dice una leyenda que mientras el bosque ardía y los animales se quedaban sentados mirando sin hacer nada, el pequeño colibrí no dejaba de volar llevando gotita trás gotita para apagar el incendio. Era consciente de que él solo no podía apagar el fuego, pero también de que estaba decidido a hacer lo máximo que pudiera.

Presentación Mindfulness en la empresa

En un momento de la presentación, la autora con Juan Carlos Fernández Arias

En la presentación, la autora nos habló también de la necesidad de dejar de correr para volvernos más conscientes de nosotros, para estar presentes en nuestra vida, para conectar con nuestro interior. Esta vida más auténtica, dice Paloma, afectará en la forma en la que trabajamos en las organizaciones impactando muy positivamente en nuestras empresas. Es urgente parar, preguntarnos hacia dónde nos dirigimos, cómo nos sentimos, poner en orden nuestros pensamientos y cuidar cada día el faro que nos guía y que en realidad, no es otra cosa que nuestros auténticos sueños. Para explicarnos esto, utilizó símbolos relacionados con el mar y la náutica que aparecen al final del libro, dentro de un capítulo titulado Liderazgo Mindful

El libro, que os recomiendo leáis, nos muestra como cada vez hay más empresas que se están sumando a poner en práctica iniciativas de mindfulness, aumentando así la conciencia, el rendimiento y la creatividad de los empleados. Además sirve de pauta para empezar a poner en marcha esa transformación tan necesaria.


«¿Y si hiciéramos de nuestras empresas lugares hermosos donde nos sintiéramos plenos y pudiéramos dar lo mejor de nosotros mismos?»


 

Yo todista, y tu?

Libro Mindfulness en la empresa

 

 

Federica una italiana con alma española

Federica una italiana con alma española

El verano pasado mi amiga Federica Burgio cumplió años. Con cada celebración marcamos hitos importantes en nuestras vidas que nos encanta compartir con las personas queridas. Rodearse de familia y amigos es una manera de tomar impulso para alcanzar nuevas ilusiones que están por llegar. Así que Javier, su marido, le quiso sorprender con una fiesta. Estaba realmente ilusionado con el evento y quería que todo saliese perfecto. Deseaba ver muy feliz a su mujer el gran día de la sorpresa y como es un hombre muy ocupado al que no le gusta dejar ningún cabo suelto, me pidió que le echase una mano con la organización. Entre los dos seguro que no se nos escapaba ningún detalle.

En fechas pasadas, Fede se declaró fiel seguidora de este blog por lo que creí conveniente que tuviese su escrito al más puro estilo todista. En esta ocasión, el post fue plasmado en un video que ilustramos con fotos personales que Javier se encargó de recopilar con mucho cariño. De fondo, como no podía ser de otra manera, música italiana.

La fiesta fue un éxito total. Federica se sorprendió, se emocionó y la saboreó intensamente. Se vivieron momentos muy emotivos, por ejemplo cuando se produjo el encuentro con su hermana que había venido desde Italia para acompañarla en este día. A continuación os dejo el texto que sirvió como hilo conductor al vídeo que proyectamos por la noche, sobre la vida de esta estupenda todista italiana.

 

Dejó en Italia un trocito de corazón para que acompañase siempre a los suyos

«A Federica, la mayoría de nosotros la conocimos cuando era una jovencísima muchacha recién llegada de Reggio Emilia. Vino con su maleta cargada de sueños a España, para estudiar una carrera que le apasionaba y que hoy en día, sigue adorando.

Cuando aterrizó, no podía imaginar que aquello sería el principio de un viaje que le cambiaría la vida. Jamás pensó que Javier le robaría el corazón y que aquí formaría su propia familia y vería crecer a sus hijos.

Después de pasar el primer año, descubrió que odiaba nuestra climatología. Como siempre, la fuerza del amor fue más fuerte. No hubo ni frío insoportable, ni calor espantoso, ni cierzo insufrible que le hiciesen retornar a Italia. Fede, no obstante, rompió un trocito de su corazón y lo dejó allí para que acompañase a los suyos durante su ausencia. Lleva a su país muy dentro de ella y su familia, aun a kilómetros de distancia, está presente en todos los momentos importantes de su vida. Hay ocasiones en las que cambiaría todo lo que tiene por estar cerca de ellos.

 


Mujer de ilusiones y sueños pero también de realidades. Tiene claro que la meta es importante pero que es más importante saber disfrutar del camino. Mantiene con aparente normalidad un delicado equilibrio entre su vida personal y profesional. En ocasiones, sólo ella sabe lo difícil que es llegar a todo: Sus tres preciosos hijos tienen necesidades tan distintas en tan distintas etapas de su vida…

Federica es una mujer moderna, actual, independiente, que sabe poner los pies en el suelo cuando es necesario y al mirar en la distancia es capaz de traducir sus sueños en claros objetivos. Siempre emprende valientemente la aventura porque sabe que si llegan los obstáculos será capaz de afrontarlos.

Es proactiva y decidida, de esas personas que no se ponen limitaciones y hacen que las cosas funcionen. Debajo de esta personalidad arrolladora con una apariencia de fortaleza descomunal, se encuentra una mujer con la sensibilidad a flor de piel, capaz de emocionarse con una canción o un recuerdo.


 

Feliz cumpleaños Federica

Fede, con tu cumpleaños se abre una nueva etapa. Atrás quedan momentos como los que disfrutamos en los jardines «Burgio» de nuestro «adorado» Aero-Club. Ya no volverán las tardes de papillas de frutas preguntándonos si, realmente, hacer deberes con los niños es una horterada. Conservaremos en nuestra memoria los bailes a lo Janet Jackson. Pero otros momentos llegarán. Otros que, a buen seguro, seguirán arrancándote sonrisas. Por eso, te deseamos que disfrutes largas tardes de pradera con gin tonics y risas aseguradas. Queremos que siempre sigas teniendo tiempo para esos aperitivos tan especiales con las amigas y para esas reuniones con tu maravillosa familia pura inspiración para cualquier otra. Esperamos que sigas asistiendo a muchos más conciertos en cualquier parte de la geografía española. Sobre todo, deseamos de todo corazón que te mantengas igual de feliz con los éxitos de tus hijos y que sigas aupándolos para que lleguen muy, muy alto. 

Gracias por dejarnos formar parte de tu historia. Sigue dibujando el camino que te lleve a hacer realidad tus ilusiones. ¡Muchísimas felicidades!”

Federica en la fiesta de su cumpleaños

 

Yo todista… y tu?

 

Cristina Sánchez: Mi Scarlett contemporánea

Cristina Sánchez: Mi Scarlett contemporánea

Ya os he presentado a las Todas que han querido aparecer en el blog. Ha llegado el momento de hablar de  los todistas. Mi amiga Cristina Sánchez tenía que ser la primera en esta categoría por muchos motivos. Yo creo que con sólo uno de ellos bastaría. El motivo fundamental es que le quiero un montón. Suena «pastelero», lo se, pero me encanta decirlo así, sin más. Y es que, para Cristina, es muy importante saber que las personas que le rodean le devuelven el cariño que ella tan generosamente reparte.

Mi amistad con Cris viene de la mano de su marido: Alfonso. Jugábamos cuando éramos críos en el Aero-Club. Después de años sin vernos volvimos a coincidir allí. En este tiempo cada uno con su familia se había apropiado de un árbol.  Aunque Alfonso hacía tiempo que me había presentado a Cristina, nos mirábamos en la distancia, de pino a sauce. Por aquel entonces, yo intentaba imaginar cómo sería el día a día de esa familia que parecían recién salidos de un anuncio. Los fines de semana hacían su entrada en el recinto de la piscina y aunque estábamos pocos, todos nos fijábamos en esos padres jóvenes y guapísimos con un look impecable y en esos preciosos niños con melena rubia. Iban perfectamente conjuntados y contaban con una educación exquisita. Desprendían un aroma muy atrayente, el del perfume de la gente guapa.

Enseguida nuestros chiquitines empezaron a jugar juntos y nosotras empezamos a realizarnos visitas entre arboles para hablar sobre trivialidades de la vida. Empatizamos rápidamente… ¡Teníamos tantas cosas en común!

Después de unas cuantas charlas, acabamos mudándonos al mismo árbol junto con Pita, Federica y nuestros respectivos y allí empezó una maravillosa parte de nuestra vida que nos uniría para siempre. En el Aero-Club fuimos muy felices (como diría la misma Cristina). Formamos una pequeñita pero gran familia de amistad y compartimos mucho más que el tiempo de ocio. Los lazos que entonces se crearon perdurarán toda la vida porque cuando las vivencias son tan profundas y las relaciones tan auténticas, ni el tiempo, ni la distancia las pueden borrar. Desde entonces Cristina y yo hemos vivido momentos que nunca podremos olvidar. Juntas hemos visto como iban perdiendo sus dientes de leche nuestros hijos mientras jugaban con sus nerfs y se iban transformando en auténticos hombrecitos. Juntas hemos disfrutado de grandes momentos de felicidad como mi último embarazo y hemos sufrido otros momentos muy duros que forman parte del pasado y que allí se deben quedar. Juntas, durante muchos años, hemos planeado con ilusión nuestras vacaciones en Tarifa y nos hemos mentido mutuamente acerca de la poca ropa que íbamos a meter en la maleta o de lo poco que nos íbamos a arreglar para salir.

Cristina es una auténtica niña grande. Presumida como la que más, es tan exigente consigo misma que nunca se llega a ver lo suficientemente bien. Se impresiona con facilidad ante la estética de los de alrededor y ve a todas las mujeres super guapas, super delgadas y super jóvenes. Yo siempre le digo que conforme pasan los años ya no veo a los feos tan feos, ni a los guapos tan guapos, pero ella sigue quedándose obnubilada con la belleza ajena… Deberían inventar un espejo en el que pudiera ver su propio reflejo, tal y como la vemos los demás.

Coqueta cual Scarlett O´Hara, no es difícil encontrarla en el centro de una reunión contando anécdotas a las que les «echa un poco de adorno», como ella misma dice, en beneficio de hacer las historias mucho más jugosas para que disfruten los presentes. Tiene grandes habilidades sociales que sabe desplegar tanto en su ámbito personal como en su trabajo en un conocido medio de comunicación.

Maravillosa madre, ha sabido inculcar a sus hijos Alex y Jorge unos valores que escasean en los más jóvenes de nuestra sociedad. Los cachorros de Cristina son, como sus padres, educados en sus maneras y prudentes en sus formas. Son adorables, cariñosos y además dos auténticos bombones. Tiene una enorme suerte al tener a su alrededor 3 hombres que la quieren, admiran y respetan como madre y esposa.


A Cristina le tengo que agradecer todos esos momentos vividos y todos los que están por venir. En mi memoria quedarán siempre las risas debajo de las ventanas de los vestuarios, las noches de verano bailando «chupalagamba» y el «Levante» azotando nuestra cara. Nada podrá borrar esos aperitivos de invierno con los sombreritos al sol, nuestro éxodo conjunto hacia el Tiro o aquellos 31 de marzo en los que nuestros «medianos» nos comunicaban, para nuestro horror, que querían celebrar su cumpleaños en el Parque de Atracciones.  En mi recuerdo, para toda la vida, quedarán nuestras miradas cómplices y nuestras confidencias como auténticas hermanas.


Ahhhhh, se me olvidaba decir que a esta gran amiga le gusta mucho jugar a pádel. Perdón, rectifico, la frase correcta es, «… a esta gran amiga le gusta MUCHO jugar a pádel»

En definitiva, Cristina es una todista, como yo. Y tu, eres todista?

 

Más allá del frio invierno… Panticosa 2017-2018

Hace ya 10 días que nuestra querida Estación de Esqui de Panticosa cerró sus puertas, dejándonos desolados después de un duro invierno en el que hemos visto poco el sol. Nieve no ha faltado, eso si. Como hemos hablado en muchas ocasiones con mi amiga Marta Hernández aunque nos hubiera gustado tener más ocasiones de sumarnos al «terraceo», hemos disfrutado de lo que de verdad importa: amigos, familia, deporte, nieve, esquí, aire libre y una enorme dosis de buen ambiente que nos ha dejado con ganas de más.

Por fin parece que llega el buen tiempo y es el momento perfecto para decidir dejar en nuestra memoria esos maravillosos momentos vividos y mirar hacia adelante.

Muchas gracias a la Estación, al Panticosa Esqui Club y a la Escuela de Esqui por contribuir a que nuestras semanas de invierno se pinten de ilusión pensando en los viernes. Muchas gracias a toda esta gran familia de amigos con los que compartimos este vínculo emocional con este lugar tan especial para nosotros.

Al año que viene más!!!

 

 

6 cosas que hacen tus hijos y que Las Todas (y los todistas) hicimos en la adolescencia

6 cosas que hacen tus hijos y que Las Todas (y los todistas) hicimos en la adolescencia

No hay nadie que se salve. Si, tú. Tú que estás leyendo ahora mismo,…

Seguro que tú también te has sorprendido a ti mismo diciendo las mismas cosas que te decía tu madre o padre cuando eras pequeño y que no podías soportar. Aquellas frases que juraste que jamás pronunciarías cuando fueras mayor y obtuvieses esa ansiada libertad que pensabas que ibas a tener…. y que dicho sea de paso, jamás conseguiste…Pasaste de obedecer a tus padres a obedecer a 3 millones de personas más: tu pareja, tus hijos, tu jefe, tus clientes o tu amiga que te llama para quedar y te dice que no puedes faltar porque estarán Todas (aunque cuando llegues te des cuenta de que finalmente han hecho el esfuerzo de acudir dos más). Sin acritud 😉

El caso es que el ciclo se repite. Y los hijos nos hacemos padres y repetimos lo que hicieron ellos y los niños crecen y vuelven a hacer y decir lo mismo que nosotros. A pesar de que las herramientas y circunstancias hayan cambiado, yo vuelvo a vivir con cierta nostalgia pero con mucha ilusión mi adolescencia a través de los ojos de mis hijos y me encanta comprobar que ellos se creen (como me creía yo) que no entiendo nada. Aunque no esté de acuerdo, ellos nos ven como auténticos dinosaurios.

Ahí van 6 cosas que seguro que recordáis como si fueran ayer.

#1.- Llamar por teléfono a un amigo o amiga que acabas de dejar antes de llegar a casa y con el que has pasado toda la tarde.

Y es que está claro, tanto ayer como hoy, las largas tardes de conversaciones con los colegas nunca han sido suficientes para terminar de tratar todos los temas. Hay ciertos asuntos que, además, es mejor hablar a través de un dispositivo que cara a cara… Hay que reconocer que ahora lo tienen más fácil porque el móvil les da opción para cambiarse de habitación cuando detectan «moros en la costa» y no tienen que tirar del cable del teléfono pegado a la pared para intentar volver la puerta o sentarse en el suelo y continuar la conversación si va para largo. En este caso tampoco tienen a sus padres diciéndoles que «llevas mucho rato comunicando y estoy esperando una llamada».

El teléfono era distinto pero la acción la misma

#2.-Postu + postu

…y quien diga que no, no está siendo sincero. Son años en los que te encanta mirar y ser mirado. A veces nos da vergüenza reconocerlo pero, por mucho que nos pese, la apariencia física y nuestros hábitos más trendy tenían muchísimo peso y nos hacían sentir más importantes en nuestro grupo de pertenencia. Estrenar un vestido, cortarte el pelo o pasearte con un chico en moto eran ilusiones, pequeños motivos para hacernos más felices si además alguien nos veía. Entonces no existían las RRSS, ni utilizábamos instagram, pero nos tirábamos a la calle a dejarnos ver como el que más. No contábamos nuestros «likes» pero si medíamos nuestra popularidad en el colegio o en los garitos de moda. El postureo siempre ha existido.

#3.- «He quedado para estudiar en la biblioteca»

Hay frases célebres de toda la vida, «He quedado para estudiar en la biblioteca» es una de ellas. Y a la biblioteca, ibas, si. Pero lo que hacíamos era de todo menos estudiar: Ojitos con el de enfrente, notitas con la amiga, salgo a la cafetería a tomarme una coca-cola que me estoy durmiendo, hablo un rato con fulanito que le dejé unos apuntes y todavía no me los ha devuelto, que ambientito más bueno hay, … Ainssss la hora de ir a casa y no me ha cundido nada la tarde. Esto, hoy en día, es ídem de ídem.

#4.- «Voy»

¡Si contásemos cuantas veces a lo largo del día pueden llegar a decir esta palabra! Un adolescente es una persona que tiene una concepción del tiempo claramente distinta a la tuya. La inmediatez no existe y tu eres alguien con mucha prisa que le atosigas para que haga una y otra cosa sin darle tregua hasta que te tiene que decir «no puedo hacer todo a la vez». La palabra «voy» suele ir acompañada de un tono que deja ver claramente que ha salido de su boca pero que ni es consciente de ello. La palabra «voy» suele pronunciarse mientras se hace otra actividad mucho más atractiva que además no se tiene ninguna intención de abandonar. En la actualidad el sujeto suele estar empanado con el teléfono móvil pero eso no quita otras distracciones mucho más de nuestra época como cualquier libro o la televisión. Ahora amenazamos con dejar sin playstation u ordenador al susodicho. Antes nos castigaban sin tele. Pero «voy» significaba lo mismo: «te he oido y paso, aunque te dejo contenta diciéndote la palabrita. A ver si tengo suerte y lo que tenga que hacer lo acaba haciendo otro… Y si la llamada es para cenar y cuando vaya se ha enfriado ya me volverán a calentar el plato»

#5.- Celebrar absolutamente todo

Que van a empezar los exámenes y no voy a poder quedar en unos días, lo celebro. Que hemos acabado la evaluación salimos también. ¡Ha sido un periodo de gran esfuerzo y sacrificio!

Las constantes celebraciones durante la adolescencia son un tema de ayer y hoy. Nuestros hijos, como hicimos nosotros antes, celebran por supuesto cumpleaños, pero también celebran exámenes, fiestas del colegio, fines de curso, despedidas y llegadas de amigos que se van o vienen de estudiar fuera, despedidas y llegadas de amigos con los que no se van a ver durante unos días, … Ya me parece bien. En la vida hay que celebrar, con mesura, pero celebrar.

Celebrando todo

#6.- Quedarte a estudiar la ultima noche antes de un examen

¿Lo recuerdas? Lo sabías hacía meses, te habían puesto el calendario de los exámenes al principio de curso y siempre te parecía que iba a darte tiempo a preparártelo. «Mañana empiezo» -te decías- «mañana empiezo». Pero no sabías porque rara circunstancia, allí estabas el día de antes del examen, con un tocho de cosas por estudiar, los nervios a flor de piel, preguntándote si te iba a dar tiempo y bebiendo coca-cola como un loco para vencer el sueño. Los padres de antes y los de ahora nos hacemos también la misma pregunta: «¿Te crees que tú eres más listo que los demás y te vas a poder estudiar todo en una noche?»

Volvemos a lo de antes, es una concepción distinta del tiempo. La misma que te llevaba a pensar que cuando una pareja llevaba saliendo 6 meses se iban a casar por su largo festejo. La misma que te aterraba al imaginar una carrera universitaria con un montón de años interminables en los que hay que seguir estudiando. «Cuando termine seré viejo»-Te decías

Y es que la historía se repite y hay frases que cuando las oigo me repican en la cabeza confirmándome que los adolescentes de todos los tiempos fueron, son y serán, pues eso, adolescentes. Frases como:

  • Voy a a dormir a casa de un amigo para estudiar.
  • No es mi novio/a, es solo un amigo/a.
  • El profesor me tiene manía.
  • No he bebido nada, la cena me ha sentado mal.
  • ¿Y mi hermano? ¿Por qué no lo hace él?
  • Por más que miro en el armario, no tengo nada que ponerme

Se os ocurren más? Seguro que si!

Absolutamente todista y tu?… Eres todista?

Vivir con entusiasmo por Víctor Küppers

Vivir con entusiasmo por Víctor Küppers

Casi hace una semana, el pasado jueves 22 de Febrero, tuvo lugar la conferencia de Mentes Expertas que acercó hasta Zaragoza al magistral Víctor Küppers.

Muchas ganas de verlo, así que me presenté con una Toda a la que le gustan este tipo de eventos. Fue esta amiga la que además me hizo el favor de gestionar las entradas con tiempo suficiente para asegurarnos la plaza. El título de la conferencia era “Vivir con entusiasmo” y como cuando hablamos de entusiasmo nunca tenemos suficiente, acudimos en busca de un chute que nos lanzase a la estratosfera. En busca de ese empujón que necesitas para comerte la vida.

En mi caso, yo había empezado ya a coger algo de inercia. Mi vida está en época de cambios y el simple hecho de tener nuevas ilusiones te hace acompasar el ritmo. Luego Víctor Küppers nos explicó que esta era una de las pautas que ayudan a levantar el ánimo cuando “tu bombilla se está fundiendo”: Hay que ponerse nuevas ilusiones.

Llenazo total en el Palacio de Congresos. Gente de todos los perfiles y edades que aguardaban para entrar mientras se fotografiaban con el ponente que tuvo el enorme gesto de salir a agradecer personal e individualmente la asistencia.

Luego dentro no decepcionó y la conferencia que ya empezó con un alto nivel no dejó de tomar camino ascendente. Cosas claras y sencillas de entender, transmitidas con la genialidad del que no necesita hacer malabarismos con el lenguaje. Estilo directo y conciso para contar maravillosas verdades que a veces se nos olvidan y que da gusto oír en palabras de un gran comunicador con gracia por arrobas y capacidad para tener una hora y media al público sin pestañear. Excelente formador, grande pero humilde que ilustra sus enseñanzas con situaciones reales. Ejemplos que te arrancan una sonrisa al recordar momentos muy parecidos que muchas veces vivimos en el dia a dia.

Víctor Küppers nos recordó, entre otras, algunas cosas tan importantes como:

  • Todos transmitimos. Se puede ir por la vida como una “bombilla de 30.000 watios» o se puede ir como «una bombilla fundida»
  • Estamos todos muy tarados y vivimos como «pollos sin cabeza».
  • El estado de ánimo es responsabilidad de cada uno. Ser alegre es una decisión
  • Debemos ser proactivos, no esperar a que las cosas lleguen solas
  • Siendo amables influimos directamente en nuestro estado de animo
  • Hay que hacer dos listas: Una con las cosas que te quitan la alegría. Otra con las cosas fantásticas que tienes en la vida.
  • Agradece todos los días

@fabadiabadenas ha creado un sensacional dibujo con el resumen de la conferencia que tuvo la amabilidad de compartir en twitter. Os dejo el link para que podáis disfrutar de él.

Gracias a Víctor Küppers por tan sabias verdades. Si tenéis oportunidad de acercaros a verlo en alguna de sus conferencias, no os lo perdáis.

Y recordad que como dice el:

“Lo más importante en la vida, es que lo más importante, sea lo más importante”

All one 17: «Mindfulness y compasión para cambiar el mundo»

All one 17: «Mindfulness y compasión para cambiar el mundo»

Y si tuvieses la oportunidad de conocer el mundo del Mindfulness de la mano de grandes expertos a nivel internacional? Y si te acercasen la oportunidad de inspirarte en personas dispuestas a compartir contigo sus vivencias, su experiencia y conocimiento en la atención plena?

Los próximos días  30 de septiembre y 1 de octubre  va a tener lugar en Zaragoza la Conferencia Internacional All One 17: “Mindfulness y compasión para cambiar el mundo”. La Fundación sin ánimo de lucro, All One Project, cuya fundadora y directora es mi amiga Paloma Sainz Vara de Rey, ha elaborado  un programa muy completo y fresco, inspirado en otros eventos similares, como Wisdom 2.0, en San Francisco o Power&Care, en Bruselas, donde a través de conferencias plenarias, seminarios, arte y  música tendrás la oportunidad de comprender como la atención plena y la compasión están inherentes en cada ser humano, y cómo a través de la práctica podemos transformar nuestra vida y nuestra sociedad, desde el compromiso individual hacia la responsabilidad global. 

El evento está pensado para todos los públicos, tanto para las personas que se acercan por primera vez a este apasionante mundo como para aquellos que quieren profundizar en alguno de los muchísimos aspectos que se tocan durante las actividades conducidas por los distintos conferenciantes.

Entre los interesantísimos ponentes venidos de diferentes partes del mundo (EEUU, Chile, Alemania, Tailandia, Tibet, Holanda,..) se encuentran los americanos David Germano y Tish Jennings, fundadores del proyecto educativo Compassionate Schools Project y también algunos españoles como el escritor y sacerdote Pablo D´Ors, autor del bestseller Biografía del silencio, la zaragozana Julieta París, psicóloga y antropóloga, experta en Mindfulness y Compasión o el Gerente del Consejo General del Poder Judicial, Jose María Marquez, Gopala. Ellos acompañarán al público asistente durante todo el fin de semana, brindándole la oportunidad de compartir y practicar desde la meditación, el liderazgo, la espiritualidad, la respiración o el movimiento. Personas que aportarán, a buen seguro, grandes dosis de conocimiento para aprender a vivir con una mente clara y un corazón abierto.

 


Mindfulness o Atención Plena es la capacidad de estar en el momento presente, sin juzgar, con aceptación y con una actitud amorosa  hacia lo observado, siendo conscientes de lo que pasa dentro y alrededor nuestro. Es darnos cuenta, salir del piloto automático. 
La compasión, muy diferente al concepto que tenemos en España por nuestra educación y creencias, no es pena ni lástima. Es acción. Es reconocer el sufrimiento ajeno y querer hacer algo para aliviarlo. Se puede cultivar. Y transforma nuestra forma de estar en el mundo, nuestro comportamiento y nuestras relaciones. Nos hace fuertes y valientes.  

 

El acto invita a dialogar y reflexionar sobre la compasión como fuerza transformadora hacia un mundo consciente y pacífico.

Existen distintos tipos de entrada que puedes adquirir a través de la página web. 

Los beneficios se destinarán íntegramente a la creación de unas herramientas educativas de Mindfulness y Compasión que serán accesibles a cualquier persona, desde cualquier lugar y circunstancia, y difundidas de forma totalmente libre por diferentes plataformas educativas.

 

 

Cristina Ginés: Una líder carismática

Cristina Ginés: Una líder carismática

Cristina nuestra líder

“Todista o no Todista” es el claim que una conocida marca de seguros está utilizando estos días para realizar una campaña. Cuando vimos el anuncio por televisión, por un momento, a Las Todas nos dio un vuelco el corazón. Pensamos que se habían fijado en nuestro grupo de amigas para realizar el anuncio. No hubiera sido algo descabellado. Nuestra fama nos precede y ser todista, es ya un estilo de vida…

Parece ser que todo ha sido fruto de la casualidad y que la cosa no iba con nosotras, pero para que nadie confunda términos y quede bien clarito, os vuelvo a recordar que:

“Ser todista es ser fan de Las Todas”, digan lo que digan los de esta compañía aseguradora.

Hoy voy a presentaros a alguna Toda que aún no conocéis. Ya quedan pocas y realmente no sé la razón por la que no he hablado antes de Cristina Ginés. Posiblemente este blog debería haber comenzado con un post sobre ella. Cristina es nuestra líder, elegida por elección democrática desde el comienzo de nuestra amistad. Su personalidad carismática, su capacidad para tomar la iniciativa y su gran concepción de la amistad nos hizo tenerlo muy claro siempre: Cristina debía ser la que tenía que estar a la cabeza de este grupo.

En la época en que nos conocimos no estaba de moda el botellón en la calle. Pasábamos las tardes de los sábados en sitios como Oh de Bailar, El Coto, Green, Yuppies…. Con la cara totalmente embadurnada de “pote”, nos encantaba ver y ser vistas. Aquellos lugares eran donde se daban cita la gente más popular de los colegios. Elevábamos nuestra adolescencia a la máxima potencia: Practicábamos un postureo muy sanete, nos desternillábamos de risa sin motivo y nos cruzábamos miradas cuando entraba el amigo del «chico esperado». Recuerdo a Cristina con su jersey de rayas anchas, minifalda y sus botas de montar. Ella se solía poner en la pista pequeña, al lado de la barra. La pista que estaba elevada. Mi amiga siempre ha tenido un enorme sentido del ritmo y se movía fenomenal. Todavía la puedo ver bailando “Divina”. A veces, sentía la música tan dentro que cerraba los ojos para dejar que la canción se abriese camino más cerca del corazón, era entonces cuando hacía un gesto dibujando una pequeña sonrisa. Un gesto como si estuviese lejos de allí, viviendo un sueño que en ese momento se estaba haciendo realidad en su imaginación… Y es que Cristina ha sido siempre una mujer de sentimientos profundos…

Acudía a nuestras citas con su pelo rubio ultra-rizado. Siempre fue su seña de identidad. Lo movía mientras andábamos de lado a lado de la pista. Nos cruzábamos entre nosotras como si fuésemos modelos caminando por una pasarela. Vamos, lo que viene a ser un “pase, pose”. A esta Toda le llevaba de cabeza uno de los chicos agustinianos de los que os he hablado alguna vez. Aquel asunto nos daba mucho juego…

Siempre le ha gustado la moda y su hermana Carmen y ella leían todas las revistas. Conocían todas las tendencias del momento y las ponían en práctica. Sus padres nos acogían generosamente en su casa. Ibamos allí a tomar café, a charlar un rato o a preparar algún sarao. Recuerdo en especial una fiesta de “blanco y negro” en la que Cristina tuvo un alto poder de convocatoria. Aun puedo sentir la ilusión de los preparativos de la que, posiblemente, fue mi primera reunión de este tipo. Otro año, organizó una fiesta para Nochevieja a la que mi padre no me dejó asistir. Cristina llamó a mi casa para insistirle y confirmarle que iban a estar allí sus progenitores, pero el Sr. Jordana era firme en sus convicciones y a pesar del drama que monté me quedé en casa. Yo creo que los teléfonos fijos de entonces tenían menos poder de persuasión.

Esta Toda es la persona del mundo que eleva hasta su más alto grado el concepto de amistad. Es la pura definición de esta palabra. Nunca, nadie en la vida, ha sentido tan hondo este sentimiento. Nunca, nadie en la vida, ha defendido tan obstinadamente a sus amigos, ni se ha sentido más orgullosa al contar sus vivencias con ellos. Nunca, nadie en la vida, ha planificado con más ilusión sus encuentros. Por esta razón, Cristina tiene amigos a millones y cuando habla de ellos, nosotras nos mostramos celosas. Ha vivido en varios lugares y allí por donde pasa conecta enseguida con las personas. Actualmente reside con su hijo Rafa en Londres y nosotras la echamos mucho de menos.

Esta Toda, es cabal, lógica y pausada. Pero también es extremadamente sensible, capaz de dejarse llevar por la emoción al escuchar una canción, de darlo todo en una pista de baile o de ponerse en la piel del que tiene al lado. Siempre prudente, intentando no herir, pero siempre sincera en sus relaciones con las personas cercanas. Una mujer independiente con ideas muy claras, que ha sido capaz de tomar decisiones controvertidas con gran valentía.

Cristina estamos orgullosas de ti y siempre estás muy presente en nuestras quedadas aunque vivas lejos. Eres el germen de nuestro pasado, parte de nuestro presente y contamos contigo para construir nuestro futuro. Jamás, podíamos haber elegido mejor líder. Abre los ojos: ¡tu misma eres la esencia de Las Todas!

Yo soy todista… Y tu? Eres todista?

Pepe Sin #Foreveryoung

Pepe Sin #Foreveryoung

El fin de semana pasado estuvimos celebrando el 50 cumpleaños de Pepe en Panticosa. Fueron días entrañables que pasamos entre amigos con los que estuvimos compartiendo juegos, risas, juergas y mucha emoción. Fueron unos días llenos de muy buenos momentos.Todos deseábamos que llegase el cumple de Pepe con un objetivo claro: «La entrega total». Sólo puedo decir que las expectativas se cumplieron.

Para mi, en concreto, fue una gozada que estuviesen juntos, en un mismo evento, amigos que proceden de distintos círculos, de distintas pandillas. Amigos de los buenos, de los de verdad, de los que eliges porque quieres. Amigos de los que te encanta estar a su lado y de los que sabes que estarán al tuyo cuando haga falta.

La fiesta del sábado por la noche fue el colofón perfecto. Allí estuvimos sumergidos en un ambiente mágico magistralmente liderado por Luis Cebrián. Simplemente nos juntamos gente maja con ganas de pasarlo bien y os aseguro que lo conseguimos. Ya os podéis imaginar que entre estas personas se encontraban gran parte de las Todas. Fallaron algunas que no pudieron desplazarse. Otras lo hicieron desde muy lejos. Un auténtico re-encuentro aunque sólo físico porque siempre nos hemos sentido muy cerca.

En la fiesta yo leí un texto que le había escrito a Pepe para la ocasión. Por petición popular lo publico en este blog. Todavía faltan Todas a las que les debo un post, pero Pepe debe estar entre los primeros de la categoría «todistas», o lo que es lo mismo de la categoría de los seguidores, muy, muy fans de Las Todas.

Ahí os dejo el escrito:

 

«Mi historia comienza en Zaragoza en 1989. Hacía ya unos años que nuestro grupo de amigas se había empezado a conformar. Por entonces, andábamos muy ocupadas con nuestras cosas. Cosas propias de veinteañeras. Cosas, entre las que tenía una gran importancia todo lo concerniente al amor y desamor.

Como Las Todas siempre hemos sido una pandilla muy numerosa, por aquellos años, en cuestión de chicos, hubo de todo. De todo y bastante variado. En resumen diremos que unas cuantas se dedicaron a romper corazones y otras a poner tiritas a los suyos destrozados. Vamos, lo que viene siendo normal en una pandilla de alocadas jovencitas con todas sus ilusiones intactas y la sensibilidad propia de la juventud a flor de piel.

Carlota hasta aquel momento, siempre había sido una amiga muy generosa con las demás, pero fue en aquellos años cuando sacó su parte más ruin, egoísta y posesiva. “Esta joya de hombre es para mí“-pensó -“Mis amigas se van a poner verdes de envidia”- y con esta frase, al igual que Escarlata O´Hara, atrapó con sus encantos a aquel apuesto jovencito llamado Pepe. Por entonces, Carlota no fue consciente de que en aquella ocasión estaba llevando a cabo uno de los actos más generosos que realizará jamás, estaba haciéndonos un maravilloso regalo incorporando a Pepe a nuestras vidas …

Pepe era un tío formal, de los que gustan a las madres para sus hijas. Era serio, pero no demasiado introvertido. Su gran capacidad de adaptación le sirvió para incorporarse a nuestro grupo sin hacer ruido. Era una persona fácil y con muchísimas ganas de agradar. La naturalidad de Carlota que no se cortaba en tratarlo como a una más, contribuyó a que Pepe enseguida fuera como otra amiga. Muchas veces no nos dábamos cuenta y era testigo de nuestras conversaciones. Conversaciones, que yo sé que le llegaban a violentar.

Buahhh,… ¡anda que no tuvo que aguantarnos por aquellos años! Hacía de Ángel de la Guarda de Las Todas cuando hacía falta, nos llevaba a casa si se hacía tarde, nos acompañaba a tomar el aire si alguna había bebido de más y venía a las excursiones con bocadillos para la pandilla al completo.

Pasaba el tiempo…. Y los novios de las Todas iban cayendo como hojas en otoño. Pepe aceptaba estas despedidas con resignación pero también con una gran pena en el alma. Su facilidad para empatizar con las personas le hacía encariñarse con los hombres que pasaban por nuestra vida y cuando se iban, él sentía un gran vacío. De hecho, hoy en día cuenta con alguno de éstos entre sus buenos amigos,…

…y pasaron los años … y Carlota y Pepe crecieron juntos, como dos grandes compañeros, apoyándose el uno en el otro. Viviendo, como todos, muy buenos momentos y otros no tan buenos. Ellos siempre han sabido ver el uno en el otro un pilar donde agarrarse para seguir avanzando cuando los obstáculos se presentan o la vida se torna complicada. Sus hijos Alvaro y Paula son dos fuentes de orgullo y absoluta alegría.

Pepe es muy paciente y enormemente servicial. Alcanza su máxima felicidad viendo disfrutar a los que le rodean… Hace las cosas como los grandes hombres de la humanidad desde la máxima discreción. Huyendo del protagonismo.

A Pepe le llena totalmente estar en Panticosa. El siempre cuenta que cuando tiene una mala temporada sólo con llegar aquí le cambia el humor. Hablando de humor, aunque os parezca mentira, él también se enfada, … Yo de hecho, alguna vez, he presenciado algún berrinche si se le ha frustrado un plan que le hacía muchísima ilusión. Pero luego se le pasa con rapidez.

Pepe es discreto y ecuánime, un hombre culto y gran conversador. Le gusta más el tú a tú, que la intervención en grandes grupos. Son los pequeños detalles cargados de generosidad los que le hacen feliz. Le gusta ver disfrutar a los demás, especialmente si los demás son su familia. Le gusta que cenes en su casa y que no lleves nada. Disfruta si vas a pagar una ronda y ya lo ha hecho él. Le encanta mirar el tiempo entre semana y mandarte un mensaje si hay un buen parte de nieve. Comparte con su mujer esta enfermedad que hace años les diagnostique como el “Síndrome de la Hospitalidad”.

Pepe, muchas gracias por pequeños detalles llenos de corazón que es complicado que se le ocurran a una persona sin la calidad humana que tu tienes. Gracias por cosas como  acercarte a una farmacia, en silencio, para traerle unas tiritas a Luisete para una rozadura que no le permitía caminar. Gracias por esos croissants que nos subes al punto de la mañana cuando desayunas en el Mozart antes de subir a esquiar. Gracias por disfrutar como un auténtico niño cuando esquías con Javier y Luis por Bandera y les impartes una auténtica lección de actitud e ilusión. Sobre todo gracias por cuidar de mi amiga durante estos años y por seguir mirándola como cuando la conociste. Gracias por tu complicidad con ella que te permite ver más allá cuando te da un desplante, en un día de cansancio, y tú comprendes que a veces las mujeres somos como el protagonista del “Ramito de Violetas» , «como siempre y sin tarjeta”

Gracias por dejarte sorprender por esta fiesta que con tanta ilusión ha preparado Carlota y en la que hemos puesto todos muchísimo corazón!

Muchísimas felicidades, nos deseamos de verdad contar contigo 50 años más!»